Pensiones de Valencia, Castellón, Alicante y Elche secundan las movilizaciones

 

Se han retomado las movilizaciones sociales a favor de un “sistema de pensiones viable” por parte de los sindicatos mayoritarios, UGT y CCOO, en las principales ciudades de Valencia, Castellón, Alicante y Elche, acogiendo a una amplia multitud de todas las edades, aunque la asistencia fue ligeramente algo menos a las celebradas a finales de marzo.

Durante las movilizaciones, los manifestantes han seguido la marcha con pancartas que decían ‘No queremos el 0,25%’, ‘Blindar las pensiones en la Constitución’, ‘Salven las pensiones’ o ‘A la mierda las pagas vitalicias’, y han entonado gritos como “Viva la lucha de la clase obrera”, “Sin pensiones, sin miedo” o “Se va a acabar la paz social”, todos ellos seguidos por los sonidos de pitidos y bocinas. Así, los pensionistas se muestran muy enfadados, indignados, y exigen que la subida de las pensiones vuelva a estar ligada al IPC para que se garantice el poder adquisitivo de las personas mayores.

El secretario general de la UGT PV, Ismael Sáez, ha denunciado que los motivos por los cuales la hucha de las pensiones es “absolutamente deficitaria” son “una reforma laboral que ha sustituido empleo de calidad precario, con bajas cotizaciones, que merma el sistema de la seguridad social”.

Asimismo, ha señalado como otro de los causantes que el sistema pague a “los funcionarios de la seguridad social con cargo a la hucha o a las cotizaciones, cuando el resto de las administraciones lo hacen con cargos a los presupuestos”.

De igual modo, ha apuntado como uno de los grandes causantes de la actual situación de la hucha es la desigualdad, es decir, el “mal reparto de la riqueza“. Sin él, ha afirmado, el sistema de pensiones sería “digno” y “perfectamente sostenible en un país rico como es España”.

Al respecto, ha apuntado que desde el sindicato exigen al gobierno no “una subida leve de las pensiones por encima de lo previsto, sino una derogación de la reforma unilateral“, así como que la revalorización de las pensiones esté garantizada “con independencia de cualquier coyuntura y que el factor de Sostenibilidad sea eliminado”.

Por su parte, el secretario general de CCOO PV, Arturo León, ha señalado que la situación de la evolución demográfica “no es el problema fundamental” para el sistema de pensiones, sino “la precarización del mercado de trabajo y los salarios de miseria que se han implantado a partir de una reformas laborales”.

De acuerdo al dirigente, estas reformas tienen por objeto generar “presión sobre la gente que está trabajando con contratos de trabajo precarios para mantener el engorde de los beneficios empresariales hasta decir basta”, ha criticado.

Frente a esta situación, ha indicado que existen fórmulas para garantizar el sistema de pensiones público y hacerlo “viable”, como “mejorando los ingresos, combatiendo el fraude fiscal y la alusión fiscal, recurriendo incluso a una reforma del sistema fiscal o acudiendo a los Presupuestos Generales del Estado”.

Según León, con estas medidas se garantizaría “como una prioridad vital del Estado de Bienestar un sistema que es elemento fundamental de cohesión y de convivencia”, ha aseverado.