El PP ha presentado la candidatura a la presidencia de Juan Ramón Adsuara, que ha recabado los ocho votos del grupo popular en una votación que se ha hecho mediante la introducción de papeletas en urna

El socialista Toni Gaspar ha sido elegido este miércoles presidente de la Diputación de Valencia por los votos de 19 de los 31 diputados que conforman la Corporación provincial, de los que 13 corresponden al PSOE y 5 a Compromís.

El PP ha presentado la candidatura a la presidencia de Juan Ramón Adsuara, que ha recabado los ocho votos del grupo popular en una votación que se ha hecho mediante la introducción de papeletas en urna.
Ciudadanos, Vox y La Vall ens Uneix no han presentado candidatura a la presidencia y se han registrado cuatro votos en blanco, según el escrutinio de la votación.

Al inicio de la sesión plenaria, que ha estado presidida por la Mesa de edad, los 31 diputados (13 del PSPV, 8 del PP, 5 de Compromís, 3 de Cs, 1 de Vox y 1 de La Vall) han prometido o jurado sus cargos siguiendo la fórmula tradicional, a la que los diputados de Compromís y una del PSPV han introducido variaciones.

Entre las autoridades que asisten al pleno de constitución de la Corporación resultante de las elecciones municipales del pasado 26 de mayo están el president de la Generalitat, Ximo Puig, el presidente de Les Corts, Enric Morera, y el delegado del Gobierno en la Comunitat, Juan Carlos Fulgencio.

El president de la Diputación de Valencia, el socialista Toni Gaspar, ha pedido este miércoles poner a la institución “definitivamente en el siglo XXI”, y que en los próximos cuatro años sea un “referente de eficacia” y una corporación “llena, justa y moderna”.

Gaspar se ha pronunciado así tras ser reelegido en el cargo durante el pleno constituyente de la nueva legislatura gracias a los votos del PSPV-PSOE, Compromís y La Vall ens Uneix, mientras que el PP ha votado a su portavoz, Juan Ramón Adsuara, y Ciudadanos y Vox lo han hecho en blanco.

El presidente de la Diputación, que ha tenido palabras de agradecimiento a quienes en la anterior legislatura gestionaron la corporación, ha asegurado que los valores socialistas de “trabajo, honradez y justicia” van a guiar su actuación, y se ha mostrado convencido de que se va a repetir el espíritu de trabajar “unidos desde la diferencia”.

Además, ha apelado a los 31 diputados que conforman la institución a hacer “buena política”, pues la política basada en la lucha de poder ralentiza “la maquinaria del auténtico poder de la política”, que es transformar la realidad, y el “tacticismo” político provoca “anestesia intelectual” y además “asfixia”.

Gaspar ha hecho asimismo un llamamiento a no caer en “la peligrosa comodidad” de gestionar solo las cosas inmediatas que dan “rédito político”, pues no hay “nada más tóxico que la política de las cosas efímeras”, y a no remover “malos augurios”, sino a trabajar desde la responsabilidad y la esperanza en la política.

El presidente ha afirmado que ahora toca trabajar en esta “casa centenaria” con el compromiso de hacer política al servicio del municipalismo, la justicia social, el feminismo y la cooperación institucional, y para atender retos como la despoblación, la protección social o el medio ambiente.

La portavoz de Compromís, Maria Josep Amigó, se ha mostrado orgullosa de haber contribuido a cambiar una Diputación “caciquil, corrupta, clasista, opaca y que repartía privilegios en lugar de justicia” y ha asegurado que están aquí no para fomentar “conflictos estériles ni crear capillitas”, sino para consolidar el cambio.

El portavoz del PP, Juan Ramón Adsuara, ha indicado que el Gobierno provincial les tendrá “delante a la hora de la fiscalización y el control, y a su lado” para trabajar por el municipalismo, pues creen en la “cultura del pacto”, y les ha animado a ponerse a trabajar pronto y con “dinamismo.

La portavoz de Ciudadanos, Rocío Gil, ha anunciado una oposición “leal pero dura” y ha indicado que espera de Gaspar “autocrítica” y que se caracterice por la “ejemplaridad”, no como su antecesor, Jorge Rodríguez, “imputado y detenido aquí mismo por corrupción” y que ha “machado la imagen” de la Diputación.

Joan Sanchis, el portavoz del partido creado por elexpresidente de la Diputación de Valencia Jorge Rodríguez, La Vall ens Uneix, ha reivindicado la labor de este; ha pedido que se desarrolle su proyecto de comarcalización, y ha indicado que si tienen el trato que merecen encontrarán “lealtad institucional y un aliado”.

El portavoz de Vox, Joaquín María Alés, ha afirmado que la Diputación “hace más España, sin jamás entrar en competencia con España”; ha defendido que en esta institución “se hace mucho y bien”, y ha indicado que les encontrarán en cuestiones como “potenciar la natalidad”.

Al inicio del pleno, los 31 diputados (13 del PSPV, 8 del PP, 5 de Compromís, 3 de Cs, 1 de Vox y 1 de La Vall) han prometido o jurado sus cargos siguiendo la fórmula tradicional, aunque Xavier Rius (Compromís) ha prometido “por imperativo legal” y sus compañeros de grupo se han comprometido a guardar y hacer guardar la Constitución “porque así lo manda la ley”.

Entre las autoridades que han asistido al pleno estaban el president de la Generalitat, Ximo Puig; el presidente de Les Corts, Enric Morera, y el delegado del Gobierno, Juan Carlos Fulgencio.