Anuncia que a lo largo de este año se sumarán 303 nuevos profesionales, de los que 30 ya se han incorporado

 

El hospital de La Ribera no será el único que se recupere. Al menos, esa es la intención de la consellera de Sanidad Universal y Salud Pública, Carmen Montón, según ha explicado en Les Corts, asegurando que “se va intentar terminar de manera anticipada esa rescisión de contrato en el departamento de La Marina”, ya que, según ha indicado  “el presidente de DKV ha pedido una solución”.

Así, lo ha explicado Montón durante el pleno de Les Corts, en el que los grupos le han planteado diversas preguntas sobre la reversión en La Ribera, que ha calificado como “positiva porque se ha cumplido uno de los compromisos emblemáticos“.

Montón ha recordado que la decisión de no prorrogar el contrato se anunció con 18 meses de antelación, y ha afirmado que “se ha llevado a cabo de manera ordenada, planificada y transparente la que la primera desprivatización del país de esta envergadura”.

Con ello, en su opinión, se ha pretendido “fortalecer el sistema público y entender la salud como un derecho, no como negocio”, y que las decisiones de los profesionales sanitarios no se vean “condicionadas por el beneficio empresarial”.

Según ha explicado, “se ha heredado una organización hospitalocéntrica, menos ratio de personal, obsolescencia tecnológica importante, abandono de la atención primaria, cierre de consultorios auxiliares, carencias en atención urgente, falta de apuesta por la atención domiciliaria o la toma de decisiones asistenciales con criterios economicistas, como las trabas que se han puesto en el acceso a los tratamientos de la hepatitis c”.

A partir de ahora, se va a fortalecer el departamento con una inversión de 7,8 millones de euros, una inyección de personal con 303 nuevos puestos trabajo que se suman a los 1.423 indefinidos, 310 estatutarios y 254 temporales, “que se cubrirán por primera vez en el departamento por una bolsa de trabajo, que se abrió el 19 de febrero y tiene apuntados 14.000 valencianos”.

Refuerzo de personal

En este sentido, según ha informado, el departamento de Salud de La Ribera ha empezado a recibir los primeros refuerzos de plantilla planificados por la Conselleria de Sanidad Universal y Salud Pública. Así, desde que la administración asumiera la gestión pública directa el pasado 1 de abril, según ha dicho, “se ha ampliado su plantilla con 30 nuevos profesionales, especialmente, personal de enfermería y de administración, con el objetivo de reforzar servicios asistenciales, atención primaria, la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI), Urgencias y plantas de hospitalización quirúrgica”.

Estos trabajadores de nueva incorporación, en su opinión,  forman parte de los 303 profesionales que Conselleria de Sanidad irá contratando paulatinamente a lo largo de 2018, con el fin de hacer frente al déficit de personal con que contaba el Departamento de Salud de La Ribera y equiparar, así, su plantilla a las ratios del resto de departamentos de gestión pública directa.