El sindicato explica que los datos de octubre son bastante peores en el ámbito valenciano que los registrados en los dos últimos años

CSIF muestra su preocupación por la pérdida de puestos de trabajo en el conjunto de España que reflejan los datos de octubre, con un incremento del paro en 97.948 personas. La central sindical destaca la cifra positiva de la Comunidad Valenciana, con un descenso del desempleo en 542 personas, aunque advierte de que los datos son bastante peores a los registrados en 2017 y 2018 en octubre.
La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) pide la máxima alerta y medidas contundentes de creación de empleo. Por ese motivo, exige a los responsables políticos valencianos que no caigan “en la autocomplacencia” ni se conformen con esa “exigua” creación de puestos de trabajo, que se queda en 542 frente a las 2.902 personas más que encontraron empleo en 2018 o las 1.858 de 2017 en este mismo mes.

El sindicato recuerda que en la Comunidad Valenciana intervienen factores como el inicio de la campaña citrícola o el hecho de disponer de dos festivos como el 9 y el 12 de octubre que alargan la temporada de contratación estival, además del crecimiento en la construcción. La central sindical pide que ese moderado descenso del empleo en la Comunitat Valenciana sirva de acicate a los responsables políticos para que sea una prioridad la creación de puestos de trabajo.

La central sindical insta al Consell y a los diferentes partidos políticos a que “profundicen en las iniciativas y actuaciones de índole económica que permitan un crecimiento sostenido, de manera se genere empleo y que sea de calidad”. El sindicato recuerda que los mismos datos de octubre reseñan el alarmante dato de que 364.314 personas no encuentran empleo en la Comunidad Valenciana.