Precipitaciones fuertes, persistentes y con tormentas, produciéndose acumulaciones que podrán superar los 100 mm o incluso los 200 mm en 12 horas

 

A partir de hoy, jueves 18, la Península y Baleares se verán afectadas por un marcado flujo húmedo e inestable desde el Mediterráneo, resultado de la unión de dos borrascas, una que evoluciona desde el Mediterráneo y otra desde el Atlántico. Esta situación -según la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET)-  dará lugar a precipitaciones fuertes, persistentes y con tormentas, produciéndose acumulaciones que podrán superar los 100 mm o incluso los 200 mm en 12 horas; dependiendo del día se focalizarán en diferentes zonas del área mediterránea peninsular y de Baleares.

La borrasca atlántica ha entrado por el suroeste y sur peninsular, al mismo tiempo que la borrasca mediterránea se va acercando a Baleares. En la primera mitad del día se están produciendo precipitaciones localmente fuertes en Andalucía, Comunidad Valenciana, Cataluña y Baleares; a partir de la tarde, la interacción de las borrascas hará que las precipitaciones se intensifiquen en el sur de Cataluña, sur de Aragón, Comunidad Valenciana y Baleares, donde se espera que sean localmente muy fuertes y persistentes hasta el final del viernes 19, incluso torrenciales en puntos de la Comunidad Valenciana.

Las acumulaciones en la provincia de Castellón y alrededores podrían superar los 200 mm en 12 horas e incluso los 300 mm en periodos mayores. Las precipitaciones irán disminuyendo en Andalucía a lo largo de hoy jueves y posteriormente de sur a norte en el resto de zonas de forma progresiva a lo largo del viernes.

El sábado 20, la borrasca se desplazará hacia el suroeste, situando la mayor probabilidad de precipitaciones fuertes y persistentes todavía en la Comunidad Valenciana y con mayor intensidad en la Región de Murcia y en el área mediterránea andaluza, donde podrían ser muy fuertes.

A partir del domingo, día 21, lo más probable es que la situación tienda a remitir, con el desplazamiento de la borrasca hacia el oeste de la Península, aunque existe bastante incertidumbre en cuanto a su trayectoria. Lo más probable es que las precipitaciones, ya menos intensas, afecten principalmente a la mitad sur peninsular, sobre todo al sureste y suroeste.

Durante este episodio tendrán lugar precipitaciones y tormentas también en otros puntos de la Península y de Baleares y, aunque no se descarta que localmente puedan ser fuertes, no vendrán acompañadas de la gran persistencia y grandes cantidades de precipitación acumulada que caracterizarán las de las zonas nombradas
anteriormente y que dan lugar a este Aviso Especial.