El representante de Ciudadanos en el Consejo de Administración de Divalterra, Jorge Ochando, presentó el pasado mes de abril una denuncia ante la Fiscalía Anticorrupción de Valencia contra el  presidente de la corporación provincial, el socialista Jorge Rodríguez, los gerentes Xavier Simón, Agustina Brines (Compromís) y los anteriores y contra el secretario del Consejo de Administración de la entidad, Jorge Cuerda, por presuntos delitos de prevaricación, falsedad documental, administración desleal, delitos societarios, negociaciones prohibidas, ocultación de información y malversación de fondos públicos en esta “nueva Imelsa”, esa que también acabó con Alfonso Rus.