El sindicato señala la “falta de proporcionalidad, justicia y objetividad en la prueba”

 

El sindicato CSIF presentará escrito ante Conselleria de Sanitat para trasladar “la más enérgica protesta ante el tribunal de selección y provisión de administrativos” de turno de promoción interna, y apunta que “la oposición ha sido de una dificultad extrema e inadmisible”. En el mismo texto la central sindical exige a Sanitat que “el personal estatutario fijo tenga derecho a una promoción interna vertical real”.

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) relata en su escrito que la prueba, celebrada el 27 de mayo, “ha sido totalmente incoherente e inadecuada al contenido del temario específico de la categoría”. El sindicato pone como ejemplo que de la parte más importante del temario -21 temas-, que se corresponde con régimen jurídico del personal y derecho sanitario, únicamente hubo 19 preguntas sobre 60. Por el contrario, sobre la ley de contratos y régimen presupuestario, con tres temas, salieron 30 preguntas.

El sindicato recuerda que “se han presentado impugnaciones de hasta diez preguntas”. También recalca “la falta de proporcionalidad, justicia y objetividad, que hace que este proceso quede claramente vulnerado”. Del mismo modo alude a la “decepción” de numerosos aspirantes “tras mucho tiempo de esfuerzo, dedicación personal, gasto y sacrificio”, y considera que la prueba ha constituido “un atentado a la dignidad de los profesionales”.

CSIF, en este mismo escrito, también exige a Conselleria de Sanitat que “el personal estatutario fijo tenga derecho a la promoción profesional” y destaca que esa promoción debe ser “interna, vertical y real, que consiste en el ascenso desde un grupo de clasificación profesional a otro superior, siempre sobre la base de los principios de transparencia, objetividad, imparcialidad, no discriminación y respeto a los derechos de los empleados públicos”.